En una boda hay que preparar una infinidad de detalles. Sólo los que se han embarcado en esta aventura lo saben bien. Además de la ceremonia, el vestido o el lugar de la celebración, las bodas conllevan una multitud de pequeños detalles que son los que marcan la diferencia entre una boda u otra.

Lo que está de moda

En detalles para eventos destacan las letras decorativas con las iniciales de los novios que se han convertido en una auténtica tendencia, el confeti, el photocall, las chapas personalizadas, los detalles para los invitados… se trata de elementos que se preparan con mucha ilusión a la hora de organizar una boda.

Los colores

La decoracion para bodas ya sea en los detalles para las invitadas como los alfileres o los abanicos, como la de las mesas y salón, debe tener en cuenta los colores. De otra manera el resultado no es el mismo. El diseño y el ambiente que se consigue con ellos dice mucho de la pareja protagonista. En esto coinciden los expertos en decoración: hay que mantener una uniformidad y un índice mínimo de elegancia.

La estación del año y el entorno

Ha de haber una concordancia en la decoración y que el resultado sea sorprendente y atractivo. Y en esta línea hay aspectos a tomar en consideración como el entorno en el que se celebrará, la estación del año o el momento del día, porque el escenario influye mucho.

Los regalos para los invitados

Los regalos para los invitados son otra parte esencial que se ha de planificar bien cuando se organiza una boda. Las parejas por eso se esfuerzan mucho en encontrar la idea más original, algo que no se le haya ocurrido antes a nadie pero que además cumpla los requisitos elementales de ser algo bonito, práctico, que sirva de recuerdo de este día y que no dispare el presupuesto. En el facebook de mundodetalle https://www.facebook.com/mundodetalleregalos/ se pueden encontrar descuentos especiales.

Detalles que están de moda

Los detalles para los invitados también siguen el curso de la moda. Así a los clásicos alfileres o zapatillas para el baile se suman monederos, libretas, velas, pulseras, llaveros, sacacorchos… y hay que encontrar un buen presupuesto porque bastante se ha invertido ya en vestuario, peluquería, fotografía o convite. Un truco para elegir bien el detalle es pararse a pensar por un momento qué harías si te regalasen eso en una boda, ¿lo guardarías en un cajón? ¿o te parecería algo de lo más original y que te apetece usar? Pues en las respuestas están las pistas hacia lo que deberíamos escoger. Con la presentación adecuada y la personalización con los detalles de los novios seguro que se termina triunfando.

El momento de la entrega

Es habitual que los novios entreguen un detalle a los invitados y tu boda no puede ser menos. Puedes dejarlos sobre el sitio de cada uno de ellos en las mesas o reservarlos en un rincón especialmente decorado para entregarlos al final. Sea como sea la cuestión es que el detalle no quede olvidado en un cajón con el paso de los meses. Existen muchas opciones interesantes y sólo hay que dedicar un rato a descubrirlas.

Planifica todo con antelación

Por último, queremos dar un consejo para no fallar nunca: no dejar estos detalles para última hora y planificarlos con la misma antelación que los demás aspectos. Además un buen centro de mesa nunca puede faltar y para ahorrar más aún, las flores de la decoración es mejor que sean de temporada porque esto recortará un poco el presupuesto. Si queremos rebajar el presupuesto un poquitín más, se puede optar por los lazos o las velas siempre que se haga con un toque de elegancia.

Esperamos que tengáis en cuenta estos detalles, tanto en la decoración, como en los regalos para los invitados, a fin de que la boda sea un éxito y la recuerden durante mucho tiempo.